miércoles, 21 de mayo de 2014

¡Del sellito, a la nube!

Atrás quedaron los tiempos en los que enviar una comunicación escrita requería de lápiz y papel, echar la carta al buzón y esperar que el cartero se encargara de hacerla llegar a su destino. Hoy día la comunicación digital hace que podamos conectar en un instante con quien queramos en cualquier parte. Del mismo modo ha evolucionado la tecnología de los recursos enfocados al marketing de ventas, en este caso, la Fidelización de los clientes.

Una técnica muy extendida y efectiva, ha sido durante muchos años contabilizar manualmente el consumo de cada cliente y al llegar a un valor determinado “premiarlo” (descuento, menú gratis, puntos, regalo, etc), motivando al cliente a que regrese, sabiendo que va a tener un incentivo por su compra.
El ejemplo típico era la tarjeta de cartulina con las casillas que marcábamos con un sellito cada vez que nuestro cliente realizaba un consumo.

Después del sellito aparecieron tarjetas con chip donde se realizaba un descuento directo al cliente o sistemas prepago simples y sin más información que códigos numéricos limitados. Pues bien, esta técnica también ha evolucionado y se ha abaratado de forma muy significativa.

Actualmente en Tarjeta Cliente utilizamos como soporte una tarjeta plástica tipo visa, con la imagen de su comercio, identificando al poseedor como cliente preferente, cliente vip, cliente habitual, en definitiva al cliente fiel a su establecimiento.

Cada tarjeta tiene un código de barras único que identifica automáticamente a cada cliente al momento de consumir, con la ventaja que guarda datos infinitos (datos personales, historial de movimientos, consumo, saldos, etc) quedando toda la información alojada en una sesión de su comercio en la “nube”.
Información muy valiosa para cualquier actividad comercial ya que le permite conocer mejor a su cliente, sus hábitos de consumo, y conservar una base de datos propia, hecho clave para focalizar de forma más efectiva sus campañas, en definitiva ampliar su capacidad de venta.

El sistema se encarga automáticamente de avisar a cada cliente vía email cuando llega a determinado valor (compras, puntos, etc), como también, si lo desea y configura por única vez, saludar al cliente por su cumpleaños, comunicarle un vencimiento, cita, una promoción, etc. En otras palabras es como tener un empleado de marketing virtual encargado de que su cliente vuelva.

Hasta ahora, ésta técnica estaba reservada para grandes cadenas (gasolineras y supermercados) que invirtiendo miles de euros,  desarrollaron su propio sistema, ahora Tarjeta Cliente lo pone al alcance de cualquier comercio con una o muchas sucursales, por pequeño o grande que sea, por menos de lo que piensa.

Si quiere potenciar su negocio, dar valor y prestigio a su marca y fidelizar de forma efectiva a sus clientes, no lo dude y descubra lo sencillo, económico y rentable que resulta este sistema.

No hay comentarios:

Publicar un comentario